Agencia-EFE CIENCIA;TRI:JUSTICIA-INTERIOR-SUCESOS CYT:CIENCIA-TECNOLOGIA JUSTICIA

Acaba la primera fase en el Cementerio Civil de Castellón con 13 exhumaciones

MEMORIA HISTÓRICA

Castellón, 11 dic (EFE).- Los primeros trabajos llevadas a cabo en la fosa común del Cementerio Civil de Castellón han finalizado con un total de trece cuerpos exhumados de represaliados del franquismo que serán llevados a Madrid para realizar las pruebas de ADN que contribuyan a su identificación.

Según fuentes municipales, el Ayuntamiento tiene la intención de continuar con los trabajos para “dar solución a todas las peticiones durante el próximo año” y poder “dar una sepultura digna a todos los represaliados durante el franquismo”.

Así lo ha indicado la concejala de Cultura, Verònica Ruiz, quien ha valorado los resultados de la primera intervención en la fosa común del Cementerio Civil a cargo del equipo arqueológico Arqueoantro y con la colaboración del Grup per la Recerca de la Memòria Històrica en el trabajo de investigación de los familiares.

El equipo de arqueólogos Arqueoantro, encabezado por Miguel Mezquida, ha finalizado los trabajos con un total de trece cuerpos exhumados y el próximo paso será, según este experto, “acabar de limpiar los restos, encajarlos y llevarlos a Madrid para poder empezar las pruebas de identificación, que pueden tardar entre un año y un año y medio en saberse los resultados”.

Las primeras intervenciones de la fosa común del Cementerio Civil empezaron con tres peticiones referentes a Rafael Prades, Eduardo Ferreres y José Monfort, tres intervenciones diferentes en tres filas distintas.

En la primera intervención, que corresponde a Rafael Prades, finalmente se encontraron cinco cuerpos, dos de ellos en cajas de reducción más dos cuerpos más junto a Prades.

En la segunda, donde se situaba Eduardo Ferreres, se exhumaron hasta cuatro cuerpos y en la tercera y última, en la referente a José Monfort, se exhumaron cuatro cuerpos más.

En total, diez cuerpos más de los que estaban previstos y de los cuales se harán las pruebas de ADN durante el año que viene.

Del total de cuerpos exhumados, se han conseguido diez muestras de ADN para poder compararlas con los restos encontrados y desde Grup per Recerca de la Memòria Històrica están buscando a los familiares del resto de cuerpos exhumados para poder identificarlos y “poderles dar una sepultura digna”, según la edil de Cultura.

Verònica Ruiz ha explicado que “para enero de 2019 se hará la contratación adecuada para empezar la segunda fase de intervenciones para dar respuesta lo antes posible a las dieciséis nuevas peticiones que han llegado al Grup per la Recerca de la Memòria Històrica”. EFE

Noticias Relacionadas